Balnearios Baratos en Álava, Spa y Masajes

En esta zona de Euskadi, alejada del mar, pero inmersa en una aureola mística, granjeada en gran parte por la arboleda que la cobija. Algo mágico hay en este lugar donde las provincias de Álava (Araba), Vizcaya (Bizkaia) y Burgos quieren darse la mano, sin importar el trasiego de coches de la cercana carretera. En la conocida Álava del Cantábrico, surge el esplendor del Valle de Ayala. Es un valle dominado por el verdor de sus bosques y prados, aunque la historia también ha dejado su huella. Aparte de esto sus mayores son los spas y balnearios de la zona.

Muchas son las excursiones que se pueden hacer en la región de Ayala. Una muy recomendable es descubrir las ultimas estribaciones de la Sierra de Gibijo, donde el río Nervión se desploma en una caída de 200 metros, formando una de las mas bellas cascadas de Europa. El cauce ha excavado el cañón de Delira, de empinadísimas laderas, que va abriendo poco a poco hasta dar paso a la Caldera de Orduña.

balnearios baratos alava

Estos son algunos de los muchos y encantadores spas y balnearios que tenemos preparados para usted y su familia y amigos, con los que podrá descansar y disfrutar, relajándose:

Tratamientos Termales Destacables:

Manicura:La cutícula que rodea a la uña, produce constantemente nuevas células, desechando las muertas, por eso nunca se debe cortar las cutículas porque crecerán mas duras. La manicura consiste en ablandar estas cutículas con un producto especial para ello, dando suaves masajes y con un pequeño estilete y una crema quita cutículas, las vamos quitando. A continuación, limamos las uñas con suavidad pues si se hiciera deprisa o mal, la uña acabaría astillándose. El limado de las uñas debe hacerse en una sola dirección hacia el centro de la uña, si se hiciera de lado a lado, los laterales de las uñas podrían desgastarse por igual y acabaría produciendo la formación de uñeros. En cuanto a la forma de dar a las uñas, es recomendable hacerlo de manera ovaladas, ya que las uñas acabadas en puntas, son mas frágiles. En general la forma mas adecuada es hacerlo en forma de media luna, tal como se encuentra en la base de la cutícula. A la hora de dar color a las uñas, es conveniente, quitar la grasa de cremas hidratantes o/y eliminar cutículas superficiales, haciéndolo con agua caliente. Luego aplicamos una capa base sobre la uña y una vez seca, aplicar la primera capa de esmalte de color, siendo una capa muy fina y suave. Una vez seca esta primera capa, aplicar una segunda capa un poco mas gruesa y cuando se seque, aplicar una capa de brillo, repasando el borde de la uña ligeramente, haciendo esto se consigue un esmalte mas duradero.